Si eres una groupie… Necesitas relajarte después de un concierto

Aceites esenciales

¿Acabas de llegar de un concierto de tu grupo favorito y te encuentras como si te hubiese pasado un camión por encima? Seguro que lo has dado todo, has gritado, cantado, bailado, silbado… Y después de tanta fiesta y tanto bullicio de gente, tienes la cabeza embotada, la voz… bueno, seguramente, no tengas voz de tanto cantar y gritar; los oídos te pitan por el elevado volumen de la música y te duele todo el cuerpo. Un final muy típico cuando vuelves de un concierto. Solo piensas en llegar a casa y relajarte.

Y ¿cómo te relajas? Esto es quizás más fácil de pensar de lo que te imaginabas. Depende de cada uno, de tus gustos y de los ánimos que lleves. No es lo mismo venir de un concierto cansada pero con los ánimos por las nubes, porque ha sido el mejor de tu vida, que estar cansada y encima decepcionada porque el concierto ha sido todo un fiasco.

Por eso, dependerán de muchos factores tus ganas de desconectar y relajarte haciendo algo que te guste.

Cómo relajarte

Hay muchas maneras de relajarse después de un evento agotador como ese. Pero, como ya hemos mencionado, todo dependerá de cada gusto.

Puede ser que quieras llegar y tumbarte en el sofá, comer algo y ver tu película favorita o continuar con la serie que habías dejado a medio ver.

No creo que te apetezca seguir escuchando música pero, muchas veces, a la gente le gusta llegar a casa y actualizar sus redes sociales para ver qué opinan otros del evento o compartir algo. Tumbada viendo qué dicen los demás o contando tu experiencia a tus amigos.

Si eres una aficionada a la lectura, quizás ponerte a leer es la opción más acertada. Puede llegar a relajar bastante. En otras ocasiones, puede dejarte toda la noche en vela por la intriga de tener que acabarlo.

También una forma ideal de descansar, desconectar y relajarte puede ser darte un baño de agua caliente, con música clásica de fondo y con el baño repleto de velas aromáticas que generan ambiente y transmiten paz y tranquilidad. Un baño envuelto en aceites esenciales relajantes, junto a otros para completar los efectos, le darán a esta rutina un olor demasiado agradable como para querer salir.

Quizás esta última sea la mejor opción para muchas y muchos.

Tipos de aceites

Habrás oído hablar de estos aceites esenciales con multitud de propiedades, e ideales para tratamientos de aromaterapia que aportan una gran cantidad de beneficios para nuestro cuerpo y nuestra piel.

Hay una gran variedad y cada uno con sus propias características y aromas que le aportan una identidad única. Podemos destacar:

El aceite de árbol del té, muy conocido por sus múltiples beneficios para cicatrizar, regenerar y curar. Seguro que te lo han recomendado para el acné. Por este motivo es muy útil para cuidar la piel y para aportarle la higiene que necesita. También destacan los aceites de eucalipto, pino, tomillo, menta, lavanda y romero.

Elige el plan que mejor te vaya para relajarte después de un concierto en el que lo has dado todo y del cual has acabado agotada.

Related posts

Leave a Comment